FILOSOFIA ROSACRUZ EN PREGUNTAS Y RESPUESTAS UNO

viernes, 26 de febrero de 2010

PREGUNTA Nro. 152 El Mundo Invisible del que habla usted ¿no es mucho más irreal e ilusorio que el mundo en que vivimos actualmente?

PREGUNTA Nro. 152

El Mundo Invisible del que habla usted ¿no es mucho más irreal e ilusorio que el mundo en
que vivimos actualmente?


Respuesta: Dios es la Realidad Primordial. El mundo del Deseo y el Mundo Mental son
dos etapas más cercanas a esa fuente central de energía y por eso son más reales. Por “real”
presumimos que el preguntante entiende que en este mundo las formas son estables y no
cambian fácilmente, mientras que en los mundos invisibles son más plásticas y cambian
con la rapidez del pensamiento, pero la realidad está en la vida que encierran y no en la
forma.
Estabilidad no es sinónimo de realidad. Todo cuanto hay ahora en el mundo no es más que
la cristalización de lo que ya existió como condición plástica en los mundos invisibles.
Todo cuanto haya sido hecho por la mano del hombre fue primero una imagen mental en la
mente de su constructor. Cuando un arquitecto desea construir una casa, primeramente
piensa en ello.
Después trata de formarse una idea lo más clara posible de lo que la casa tenga que ser. Si
los obreros pudieran ver esa imagen mental en la mente del arquitecto podrían hacer la obra
sin necesidad de planos, pero la idea del arquitecto permanece oculta por los velos de la
carne, y, por consiguiente, es necesario que el arquitecto traslade su idea al papel y haga los
planos. Este es el primer estado de cristalización; después los obreros construyen la casa de
hierro, madera, piedra, ladrillos, etc.
De acuerdo con las ideas de la mayoría esa casa es mucho más real que la imagen mental de
la mente del arquitecto, pero en realidad no es así. La casa concreta puede ser destruida en
un momento por un terremoto, por la dinamita o en otra forma cualquiera, pero la ideación
de la mente del arquitecto durará tanto como viva éste y mediante ella podrán construirse
tantas casas como se quieran en cualquier momento, aun después de su muerte, pues la casa
existirá como modelo en el éter, y cualquier clarividente capaz de ponerse en contacto con
los mundos invisibles y leer la memoria de la Naturaleza puede verla allí, aunque pasen
millones de años.
Así que el mundo invisible es la fuente de todo cuanto hay aquí, conservando eternamente
el recuerdo de todo cuanto ha sido, y, por lo tanto, es de realidad primordial.

***
Max Heindel
FILOSOFÍA ROSACRUZ EN PREGUNTAS Y RESPUESTAS TOMO PRIMERO

No hay comentarios:

Publicar un comentario